Death/Rebirth – Muerte/Resurrección.

Bueno, lamento decir que no voy a poder continuar como quisiera lo poco que queda del relato de Aruba. En general, pasamos el ajetreo natural de antes del viaje, fuimos a  la piscina, comimos espectacularmente en Tony Roma’s, y compramos uno que otro regalo para los que estaban aquí. Lo otro fue la turbulencia en la entrada a Mérida, que me tenía tenso durante el viaje. Desgraciadamente, son motivos más serios los que me traen a escribir esto hoy.
 
Lo primero que me pasó por la mente al pensar el título de este post fue una parte en particular del anime "Neon Genesis Evangelion" 「新世紀エヴァンゲリオン」 por… no sé, cosas que pasan, pero este post tiene que ver con la primera parte de esto.
 
Mi punto de vista ante la vida en general, es que todos somos, en niveles mayores o menores, energía transformada en distintas cosas. Nuestros propios pensamientos son -vistos desde un punto de vista meramente científico- simplemente señales eléctricas brincando de una neurona a otra, creando cosas coherentes (o incoherentes, si es que han seguido de cerca mi blog) que son nuestras ideas, y nuestros sueños y demás.
 
Independientemente de la religión que profese quien lea esto (si es que sigue alguna) yo creo en un Dios, más no en el dios que nos pinta la religión católica (teme a Dios o pagarás por tus pecados, y con la idea física de un tipo viejo con barba blanca.) sino en uno que… ¿cómo explicarlo? Para mi, como todos estamos en ciertos niveles de energia, Dios es como el punto más alto de ellos, energía pura. 
 
Como todos somos energía, y Dios también lo es, yo creo que en cada uno de nosotros existe aunque sea una pequeña cantidad de esa "divinidad" porque al ser creados por Él, pienso que puso en nosotros pequeñas partes de Su Ser; o sea, Dios es yo y yo soy Dios. (jajaja, ya me imagino a medio mundo buscándome con antorchas y palos… ¡semejante blasfemia! La Biblia jamás toleraría semejante falta…)
 
Vengo a eso, porque cuando vivimos por primera vez (o sea, antes de nacer, cuando nuestro cuerpo ya existe) ya somos y tenemos energía, y a mi parecer, cuando morimos, no es que vayamos a un "Cielo" o a un "Infierno" (para mi esas dos cosas existen completamente acá durante el curso de nuestras vidas) sino que subimos de "nivel" y nos acercamos cada vez más a unirnos con Dios (¿no es eso también lo que predica la religión católica/cristiana?). O sea, para mi, creer en un dios vengativo y que nos tiene una pistola en la nuca esperando a que nos equivoquemos para meternos un tiro no es un dios…
Creer en un Dios de amor (sí, suena cursi, gay, whatever) que simplemente quiere que aprendamos y lleguemos -tarde o temprano- hacia Él (o Ella… jajaja, en serio, ya veo las llamas desde aquí) para mi es sensato. No significa que vaya a sacar una katana y me ponga a cortar a todo el mundo nomás porque no crea en el pecado (irónicamente, sí creo, pero eso para otro post) y aparte me gustó la cosa… esos ya son valores morales que nos introducen nuestro padres, familiares, etc.
 
Bueno… como verán, comencé desde el final, porque ayer murió atropellado Adrián, el hermano anfitrión de uno de los extranjeros que están aquí, y claro, hermano menor de uno de los amigos de mis hermanos, que se fue de intercambio. Solamente deseo extender mis condolencias a su familia (así ni las lean, no importa) y que pueda continuar finalmente su camino hacia el Creador. Fue demasiado pronto (15 años nomás…), pero qué se puede decir… esta clase de cosas no podemos ni sabemos predecirlas. Hoy estamos aquí, mañana no. Es cruel, pero así es la vida…
 
"Reconocer la vida en cada respiro…"
 
 
 
 
Addendum obligado – El tema religioso es muy delicado, así que: Las opiniones aquí expresadas me pertenecen completamente. Si te sientes ofendido(a) por alguna de ellas, mi recomendación es que cierres esta ventana y optes por no abrirla de nuevo. Mis puntos de vista por lo general pueden chocar con los de mucha gente (no lo sé, llámese mejor crecimiento espiritual, o lo que sea, y lo digo con la mayor humildad posible) y no creo necesario cambiarlos por el momento (yo adapto, no cambio). Si sientes que tienes algo que decir, para eso está mi correo y este blog; pero de ninguna forma cambiaré de parecer, a menos que me den razones válidas y lógicas para hacerlo. Y si no te sentiste ofendido(a) en lo absoluto, pues… ¿por qué sigues leyendo esto? Ve hacer algo útil, como seguir leyendo las demás entradas de este blog.
Anuncios

Un comentario en “Death/Rebirth – Muerte/Resurrección.

  1. Usha carlangas.. lo irónico de la vida es que toma cosas asi de tristes
    para darse cuenta de lo cruel, injusta y sobretodo real que es la
    vida… tú y yo vivimos eso de cerca creo… pero bueno, qué queda sino
    continuar… Bien dijo Buffy que lo más difícil de este mundo es vivir
    en el… 😛 … nada menos cierto…

    cuidate friend. un abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s